Ese día...

Trabajar en un programa de chismes no es fácil. Podría serlo, ¡vamo'! es escribir chismes malsanos y comentarios, por lo general destructivos, en tono de doñas chismosas de vecindad aderezados con frases, refranes y lugares comunes de la idiosincrasia venezolana. Podría ser sencillo, pero para mí no lo es.

Escribir para un programa cuyo fuerte son los chismes nunca fue mi sueño de vida porque significa "ser chismosa", literalmente. No puedo negar que el chisme / brollo / cotilleo "no me gusta, pero me entretiene", claro si lo veo de lejos, como una espectadora, no viviendo y conviviendo a diario con él. No puedo decir que soy una santa, que yo no critico y que no hablo mal de ciertas personas, pero mi naturaleza, definitivamente, va evocada hacer el bien no a destruir.

Entonces, ¿por qué estoy aquí? Sencillo. Dos palabras: Recién graduada. Estoy adquiriendo experiencia, "fogueándome", labrando mi carrera. Sin embargo, siento que como escritora no puedo crecer mucho si todos los días tengo que escribir "Muy buenos días Venezuela, bienvenidos una vez más al programa de farándula número uno de la televisión venezolana". Siento que es difícil crecer cuando no puedo utilizar mi léxico al 100% porque estoy escribiendo para un target determinado. Es bastante díficil sentirse a gusto cuando la vida privada de los artistas (incluso así no lo sean) es la prioridad.

Tampoco soy una "intensa", pero definitivamente a Venezuela le hace falta más cultura y menos faranduleo. Mi fuentes favoritas siempre fueron arte y espectáculos, cultura y salud. Estoy ahorita manejando una, pero no como soñaba. Yo quiero ir a exposiciones de arte, entrevistar artistas (escultores, pintores, escritores, músicos de verdad), ir a conciertos de música venezolana, jazz o algún otro género que no sea pop o reggaeton, asistir a los bautizos de libros, hacer reseñas donde tenga que documentarme y leer bastante para aprender cada día más.

Lo otro que también quiero es escribir novelas y telenovelas. Me apasiona el hecho de crear nuevas vidas por medio de las letras. Me encanta adentrarme en el mundo personal de un ser que no existe, pero que el colectivo cree que sí, vive y padece sus emociones como si fuera de su familia. Es fascinante explorar los sentimientos de un hombre o una mujer quienes, quizás, no son en lo absoluto parecidos a uno, y entonces uno tiene que sentir más allá, creérselo. Es amazing, me llena.

Yo si rumbeo, voy a conciertos comerciales y canto las canciones de L'squadron, pero no es el estilo de vida que quiero llevar. La farándula no es lo mío. Lo positivo de esto es que escribo. Me sumerjo en mis letras y el sonido del teclado, aunque sea en banalidades. Soy muy joven, tengo la vida por delante, cumpliré mi sueño y ese día me devolveré a este post donde todavía con ojos de esperanza veía mi futuro lejos, pero alcanzable. Ese día seré lo que siempre he querido ser. Ese día... Llegará...

Comentarios

Entradas populares