Todavía

Desde el viernes miles de frases y preguntas dan vueltas en mi cabeza. Todas con la misma voz. Todas con el mismo acento occidental. Todas inesperadas y sutiles al pie de mi oído. Todas tuyas. Todas nuestras. Y yo, todavía, sonrío.

"No lo creo todavía estás llegando a mi lado", dice Benedetti. Y, no hay duda, que a veces nos/me cuesta creer ciertas cosas. "Pero venís y es seguro, y venís con tu mirada. Y por eso tu llegada hace mágico el futuro". El futuro. Y yo, todavía, sonrío.

Me quedo sin palabras, aunque no las he dicho todas. Por primera vez en la vida, no me salen ni las que sé. El diccionario tampoco me ayudaría. Así estoy. No tengo palabras. Pero algo sí me queda, algo sí está allí: yo, todavía, sonrío.

Comentarios

Anitina ha dicho que…
Hola! Oye, me gusta muchísimo tu blog, me identifico con mucho de lo que dices... Pues nada, te quería felicitar por lo verdadero y bien que escribes y que sepas que tienes una lectora fiel por acá :)

Entradas populares